¿Cómo vivir sin control?

16/06/2020

Por: Thiago Heine – Psicólogo en São Paulo, SP – Brasil

Desde el comienzo de la pandemia del COVID 19 , una de las quejas que más he escuchado, no solo cuando atiendo a mis pacientes, sino también con amigos cercanos, se refiere a la incomodidad que todos experimentan porque no tienen el control de lo que está sucediendo.

Existe esta incomodidad que podemos llamar angustia, ansiedad, depresión, miedo, en resumen, un sentimiento desagradable que nos ha visitado con mayor frecuencia e intensidad.

Estábamos acostumbrados a mantener nuestra rutina, nuestras actividades, ya sea en el trabajo, en casa o por placer. Pero, de un momento a otro, fue limitado y estamos confinados.

Esto parece haber generado una sensación de impotencia, incomodidad y, en consecuencia, estrés y todo lo demás mencionado anteriormente.

¡OKAY! Pero, ¿qué nos puede enseñar esta situación?

A menudo reflexiono sobre el vivir con la ilusión de que tenemos el control sobre algo. De hecho, más que eso, reflexiono acerca de cómo el «perder» este sentido de control nos afecta de manera directa y perjudicial para la salud física y mental.

Un virus, algo pequeño, conocido por ser el enemigo invisible, es uno de los ejemplos que nos muestra que nuestra vida no está en nuestras manos y cuán jactanciosos somos cuando pensamos en ello.

Tenemos la posibilidad de no solo desesperarnos al respecto, sino también de liberarnos de esa carga. Qué bueno es poder descansar y rendirse a los brazos de nuestro amoroso Padre Celestial. ¿No es lo mismo? Él nos cuida. Él tiene el control, nosotros no.

¿Eso significa que no necesitamos hacer nada más?

No. Continuemos haciendo todo lo que podamos por nosotros mismos y nuestros vecinos, viviendo la vida de la mejor manera posible, pero conscientes de nuestras limitaciones y sin dejarnos afectar tanto cuando todo parece perdido.